Después de la primera operación no hacíamos planes. Solo queríamos estar al 100% y ya
veríamos. Pero llegó la segunda y la tercera. Así que os podéis imaginar que en la cama del
hospital se viaja mucho con la cabeza o con la imaginación.


Allí tienes tiempo de dar la vuelta al mundo si quieres, es gratis y no necesitas moverte.
Entre viaje y viaje, charla y charla, Juan me hizo un regalo, una guía de rutas por Europa en
moto. Por aquella época teníamos una T-Max, y lo más lejos que habíamos ido con ella
había sido la Sierra de Madrid, Pedraza. Me miró y me dijo ésta es la moto que vamos a
tener, refiriéndose a una BMW GS 1200 Adventure. Claro, me entró la risa, yo tumbada en
la cama sin poder caminar, levantando cada día unos grados el respaldo para recuperarme
y esa noche planificando viajes en moto.


Pero llegó el día y fuimos a por ella. ¡Qué bonita! Juan la trajo a casa y yo iba detrás en
coche. Pasaron algunos días, semanas, hasta que Juan me dijo que ya se sentía seguro
para llevarme con él. A partir de ahí comenzaron nuestras aventuras, Denia, Puerto de
Béjar, Sierra de Madrid, Cáceres. Hasta que llegó EL VIAJE. Recorrer Europa con destino
Munich, pasando por Francia, Alpes Italianos, Austria, Alemania y Suiza.


Y porque los sueños se hacen realidad, os dejamos nuestros viajes, esperamos que
disfrutéis al igual que nosotros lo hicimos.


¡Buena ruta y buen viaje!